Wednesday, December 15, 2010

Jesucristo nuestra razón de ser


"ASI QUE,
SI EL HIJO OS LIBERTARE, SERÉIS VERDADERAMENTE LIBRES".
Juan 8:36






Jesucristo,  el hijo de Dios, es el único que puede librarnos de toda acción y pensamiento que estan por fuera de los parámetros de una vida de rectitud; no tenemos excusa  porque nuestra conciencia nos acusa  cuando algo no esta bien porque no estamos obrando con integridad, pues cuando deseamos lo que tiene otra persona, sea su esposa(o), o su empleada, o sus pertenencias materiales; estamos envidiando a esta persona  en nuestra forma común de ver las cosas; observemos que nos dice el mandamiento de Dios:
"No codiciarás  la casa de tu prójimo, no codiciarás la mujer de tu prójimo, ni su siervo, ni su criada, ni su buey, ni su asno, ni cosa alguna de tu prójimo" (Éxodo 20:17).
¿ Cuántas personas estamos dejando de cumplir con este mandamiento de Dios, ya sea en pensamiento o en obra? porque la envidia no es buena, nos mueve a pasiones desordenadas y malignas, y  no cumplir con el mandato de Dios es pecado. Y el único que puede hacernos libre de ésto es Jesucristo, porque no solamente  nos hace libre, sino que en Él esta la salvación y la vida eterna. Cuando le permitimos a Jesucristo entrar en nuestra vida, y le hacemos el Señor de nuestras vidas, es decir, cuando nos sometemos a Él, y le seguimos a través de su Palabra, nuestra vida es transformada, nos llena de su paz,  de su amor; es a partir de ese momento que podemos decir con todo nuestro corazón que Él es la razón de nuestro vivir, que fuera de Él no existe ningún bien y apartados de Él no existe nada, Él es nuestro fundamento.  
Deja que el sane tu corazón de malas actitudes y vive una vida recta por amor a Él, recuerda que Él murió por ti, por mi y por toda la humanidad.   Dale tu corazón y tus ojos miren por sus caminos (Proverbios 23:26). Escudriña las Sagradas Escrituras y conoce  la gran misericordia de Dios al darnos a su Hijo Jesucristo.
Bendiciones 

Monday, October 18, 2010

El Espíritu Santo, Nuestro amigo y consolador


"MAS EL CONSOLADOR, EL ESPÍRITU SANTO, A QUIEN EL PADRE ENVIARA EN MI NOMBRE, EL OS ENSEÑARA TODAS LAS COSAS, Y OS RECORDARA TODO LO QUE YO OS HE DICHO"
Juan 14:26




Hoy el Espíritu Santo esta con nosotros pero de manera interna y selectiva a los que le reciban. Es Dios mismo en nosotros. " Y pondré dentro de vosotros mi Espíritu, y haré que andéis en mis estatutos, y guardéis mis preceptos, y los pongáis por obra " Ezequiel 36:27.
La revelación y la sabiduría nos la da el Espíritu Santo de Dios, podemos conocer muy bien la palabra de Dios,  pero si no tenemos la revelación inspirada por el Santo Espíritu de Dios, sólo tenemos la letra; necesitamos la sazón del Espíritu Santo en las enseñanzas, prédicas, para que los corazones y las vidas de las personas sean transformadas.
El Santo Espíritu de Dios permanece con nosotros y está en nosotros (Juan14:17); la presencia moradora del Espíritu Santo en nosotros  está pasando inadvertida, y una de las cosas que Él hace es enseñarnos todas las cosas y recordarnos lo que Jesús hizo; y a quién tenemos que predicar es a Jesucristo!
Preparémonos y busquemos la guianza del Espíritu Santo para anunciar las virtudes de Aquel que nos llamó de las tinieblas  a su luz admirable (1 Pedro 2:9)
En 1Juan 2:27 nos dice: "Pero ustedes tienen el Espíritu Santo con el que Jesucristo los ha consagrado, y no necesitan que nadie les enseñe, porque el Espíritu que él les ha dado los instruye acerca de todas las cosas, y sus enseñanzas son verdad y no mentira. Permanezcan unidos a Cristo, conforme a lo que el Espíritu les ha enseñado"(D.H.H.).
Hagamos un alto en nuestra carrera de afanes y permitamos que Nuestro Dios en su Santo Espíritu sea quien guie nuestros caminos en todo el sentido de la palabra, a través  de una relación personal cada día; porque todos los que son guiados por el Espíritu de Dios, éstos son hijos de Dios (Romanos 8:14).
Bendiciones 


Thursday, October 7, 2010

El Señor nuestro refugio

EL QUE VIVE BAJO LA SOMBRA PROTECTORA DEL ALTÍSIMO Y TODO TODOPODEROSO, DICE AL SEÑOR: "TU ERES MI REFUGIO, MI CASTILLO, !MI DIOS, EN QUIEN CONFÍO!" 
Salmo 91: 1-2




Al meditar en este versículo, podemos decir con toda certeza qué feliz es el hombre que de verdad tiene a Nuestro Dios  en tal grado de confianza!, porque muchos creemos en Él; pero hasta qué punto confiamos en que Él es nuestro refugio, o cuántos  buscamos la ayuda y protección en cosas diferentes a Nuestro Señor?.
El  salmo 91 nos dice :
Cuando Nuestro Señor es nuestro refugio, castillo y nuestro Dios, solo Él puede librarnos de trampas ocultas y plagas mortales; cuando se dice solo, no existe nadie más que lo pueda hacer, solo Él nos puede cubrir con sus alas y bajo de ellas estaremos seguros. Su fidelidad nos protegerá como un escudo. Cuando Él es nuestro refugio, castillo y nuestro Dios, no tendremos miedos a los peligros nocturnos, ni a flechas lanzadas de día, ni a plagas que llegan con la oscuridad ni a las que destruyen a pleno sol; pero la certeza mas grande es que eso no tocará nuestras vida. Cuando hacemos del Señor nuestro refugio, del altísimo nuestro lugar de protección no nos sobrevendrá ningún mal ni la enfermedad llegará a nuestra casa; Él mandará que sus ángeles  nos cuiden por dondequiera que vamos, nos levantarán con sus manos para que no tropecemos con piedra alguna. Podremos andar entre leones, entre monstruos y serpientes, que estaremos a salvos y fuera del alcance de todos, porque el nos ama y nos conoce.
Cuando de verdad hagamos del Señor nuestro refugio, todas estas bendiciones sucederán en nuestra vida, serán nuestro diario vivir. Bendito Dios!.
Pero su promesa va más allá de todas éstas bendiciones: "Que cuando le llamemos, Él nos contestará; que Él mismo estará con nosostros, nos librará de la angustia y nos colmará de honores; nos hará disfrutar de una larga vida:  lo haré gozar de mi salvación".

 Dios sólo derrama  todas estas bendiciones a través de nuestro Señor Jesucristo. Te invito a que conozca a Jesús mediante las Sagradas Escrituras y sea tu refugio; y cada día tengas una relación personal con Dios.
Bendiciones.

Friday, September 17, 2010

La bondad de Dios: La salvación

"PERO DIOS NUESTRO SALVADOR MOSTRÓ SU BONDAD Y SU AMOR POR LA HUMANIDAD, Y, SIN QUE NOSOTROS HUBIÉRAMOS HECHO NADA BUENO, POR PURA MISERICORDIA NOS SALVO".
Tito 3:4-5




Cuando leemos en las Sagradas Escrituras Palabras como ésta, donde nos deja muy en claro que es a través de Nuestro Señor Jesucristo, por quien recibimos esa inmerecida gracia de la salvación y la vida eterna, quedamos sin palabras; porque escuchamos a menudo de muchas personas que creen que por las obras o hechos tenemos ganado el cielo, pero la verdad es otra; podemos ser muy piadosos, pero sin la fe en Jesucristo no hay salvación, no hay cielo ganado; sólo nos sirven las obras o los hechos para respaldar nuestra fe en Jesucristo, es decir, que por amor a  Nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo, demostramos con hechos nuestra fe en Él. En conclusión: Dios hace justo al hombre por la fe, independientemente del cumplimiento de la ley (por obras) (Romanos 3:28). Dios ha mostrado su bondad, al ofrecer la salvación a toda la humanidad. Esa bondad de Dios nos enseña a renunciar a la maldad y a los deseos mundanos, y a llevar en el tiempo presente una vida de buen juicio, rectitud y piedad, mientras llega el feliz cumplimiento de nuestra esperanza: El regreso glorioso de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo (Tito 2:11-13).
Jesucristo no es una religión, es un estilo de vida basada en las Sagradas Escrituras, inspiradas por el Espíritu Santo en cada persona que las escribió.
Los profetas estudiaron e investigaron acerca de esta salvación, y hablaron de lo que Dios en su bondad iba a darles a ustedes. El Espíritu de Cristo hacía saber de antemano a los profetas lo que Cristo había de sufrir y la gloria que vendría después; y ellos trataban de descubrir el tiempo y las circunstancias que señalaba ese Espíritu que estaba en ellos. Pero Dios les hizo saber que lo que ellos anunciaban no era para ellos mismos, sino para bien de ustedes. Ahora pues, esto es lo que les ha sido anunciado por los mismos que les predicaron el evangelio con el poder del Espíritu Santo que ha sido enviado del cielo (1 Pedro 1:10-12).
Es momento de hacer un alto en nuestro camino y reconsiderar nuestras actitudes, creencias, y convicciones; y plantearnos en nuestro ser interior en quien estamos creyendo; porque si nuestra vida esta siguiendo una religión, sabemos muy bien que la religión no salva, si son teorías cualquiera que sea la procedencia  las que seguimos, estén o no basadas en Dios, de nada nos sirve; solamente somos salvos mediante Jesucristo, no existe otro medio para alcanzar la salvación; esta es la bondad y gran amor de Dios a través de Nuestro Señor Jesucristo.
No despreciemos la inagotable bondad, tolerancia y paciencia de Dios, porque es precisamente su bondad la que nos lleva a convertirnos a Él (Romanos 2:4). Acerquémonos a Dios y alcancemos ese regalo tan grande que es la salvación a través de Jesucristo;  confesando con nuestra boca que Él es el Señor   y creyendo con el corazón que Dios lo resucitó (Romanos 10:9).
Bendiciones.

Sunday, September 12, 2010

La Palabra: nuestra confianza en Dios

"LA PALABRA DEL SEÑOR ES VERDADERA; SUS OBRAS DEMUESTRAN SU FIDELIDAD" .
SALMO 33:4







Confiar en Dios a pesar de nuestras aflicciones es parte fundamental  en el crecimiento de nuestra fe, porque a pesar de que no vemos a Dios como lo quisiéramos ver cara a cara, lo vemos en la creación y  en cada circunstancia de nuestra vida; no lo oímos como en una religión; sino que lo vemos con nuestros ojos en cada situación de nuestro diario vivir; como sanador, como proveedor, como protector, como  amigo o consolador, como  Señor, como  Padre.
Pero que maravilloso es confiar en Él a través de su  Palabra; porque la fe nace al oír el mensaje, y el mensaje viene de la palabra de Cristo (Romanos 10:17) pero no basta con oír el mensaje; hay que ponerlo en práctica, pues de lo contrario se estarían engañando ustedes mismos. El que solamente oye el mensaje, y no lo pone en práctica, es como el hombre que se mira la cara en un espejo: se ve a sí mismo, pero en cuanto da la vuelta se olvida de cómo es. Pero el que no olvida lo que oye, sino que se fija atentamente en la ley perfecta de la libertad (la Palabra),  y permanece firme cumpliendo lo que ella manda, será feliz en lo que hace (Santiago 1:22-25).
El conocimiento de Nuestro Eterno Dios a través de las Sagradas Escrituras, no es una religión; es el deseo de Nuestro Dios  que lo conozcamos en toda la extensión de su Palabra: La Biblia, la cual no es un libro más. Toda escritura está  inspirada por  Dios  y es útil para enseñar y reprender, para corregir y educar en una vida de rectitud, para que el hombre de Dios esté capacitado y completamente preparado para hacer toda clase de bien (2 Timoteo 3:16-17).   
Demos gracias a Dios por su Palabra porque en ella podemos confiar  plenamente el  cumplimiento de  cada promesa allí contenida y además en ella encontramos el conocimiento de Dios, su amor, su bondad, su misericordia, su poder, su soberanía, su majestuosidad, en fin allí conocemos todo lo que es Él. Pero lo más grandioso es lo que somos y esperamos de Él como  Padre, como Señor y Salvador a través de Jesucristo y como  amigo o Consolador en su Santo Espíritu que está día a día con nosotros y en nosotros.
Es mediante la palabra que Dios usa a través del Espíritu Santo para que  seamos salvos, sanos, libres, restaurados y firmes en Cristo Jesús; es la Palabra que Dios usa en su Santo Espíritu para santificarnos (Juan 17:17). Porque Jesucristo es la Palabra;
En el salmo 119 podemos observar la expresión del salmista por la Palabra de Dios:
V.  57-Tú,  Señor eres todo lo que tengo; he prometido poner en práctica tus palabras.
V.130-La explicación de tus palabras ilumina, instruye a la gente sencilla.
V.160-En tu palabra se resume la verdad; eternos y justos son todos tus decretos.

Mi oración es para que cada día en nuestros corazones la Palabra de Dios permanezca en nosotros con todas sus riquezas (Colosenses 3:16).
Bendiciones


Thursday, August 26, 2010

La renovación de nuestra mente


"...RENOVAOS EN EL ESPIRITU DE VUESTRA MENTE, Y VESTIOS DEL NUEVO HOMBRE, CREADO SEGUN DIOS EN LA JUSTICIA Y SANTIDAD DE LA VERDAD".
Efesios 4:23-24

Cuando nacemos de nuevo, la mente sigue siendo un depósito de miedos, temores, angustias, y  rechazos entre otras, donde el enemigo sigue trabajando, es por esto que nuestro estilo de vivir debe estar fundamentado en Cristo, siguiendo cada día sus huellas, permaneciendo en Él y en su Palabra.
Tan sólo en la diaria búsqueda de la presencia de Dios vamos creciendo y renovando nuestra mente, basada en esa única Verdad que es  la Palabra de Dios,  Nuestro Señor nos dice que si alguno está en Cristo, nueva criatura es; las cosas viejas pasaron; he aquí todas son hechas nuevas (2 Corintios 5:17); ésta Palabra de Dios es maravillosa !, todo es hecho nuevo. Meditemos en ella; si estoy en Cristo, soy una nueva criatura, mi pregunta es ¿ por qué sigo pensando en toda serie de cosas, que no hacen parte de la voluntad de Dios y que son actitudes de la vieja naturaleza? mi pensamiento debe estar basado en la Palabra de Dios; tenemos la mente de Cristo (1Corintios 2:16). Después del nuevo nacimiento el paso a seguir es renovar nuestra manera de pensar, a través de la meditación de la Palabra de Dios, guiada por el Espíritu Santo. Es mediante esta guianza que la Palabra de Dios me transforma y renueva mi entendimiento, no es por emociones,  sentimientos y en mis fuerzas que lo logro, es creyendo y confiando en lo que Dios nos dice a través de la Palabra." No vivan ya según los criterios del tiempo presente; al contrario, cambien su manera de pensar para que así cambie su manera de vivir y lleguen a conocer la voluntad de Dios, es decir, lo que es bueno, lo que le es grato, lo que es perfecto" (Romanos 12:2), está muy claro lo que Dios quiere que hagamos. La verdad es que cuando le permitimos al Espíritu Santo obrar en nuestras vidas, renovando nuestro entendimiento, es en ese momento que podemos entender su preciosa voluntad, de otro modo no podemos entenderla y el crecimiento espiritual esta supeditado a ello. Cuando no cambia tu manera de pensar, se detienen las bendiciones de Dios, porque sabemos que Dios obra por fe,  y si no creemos en su Palabra cómo alcanzaremos su promesa ?

Cambiemos nuestra manera de pensar y así abriremos puertas para que las promesas de Dios se hagan realidad en nuestras vidas.
Bendiciones

Thursday, August 5, 2010

La oveja perdida


"¿QUÉ OS PARECE? SI UN HOMBRE TIENE CIEN OVEJAS, Y SE DESCARRIA UNA DE ELLAS, ¿NO DEJA LAS NOVENTA Y NUEVE Y VA POR LOS MONTES A BUSCAR LA QUE SE HABIA DESCARRIADO?"
Mateo 18:12



Sobre ésta Palabra de Mateo 18:12, los ministros de Dios y en especial los pastores deberían de tenerla en cuenta como parte de la visión al conformar la iglesia.  La falta de meditación en la Palabra nos lleva a desconocer la voluntad de Dios,  de tal manera, que no tenemos  espíritu de sabiduría y revelación en el conocimiento de Dios,  porque hacemos lo contrario de lo que Dios nos está diciendo en las Sagradas Escrituras; la Palabra nos dice muy claro que hay que ir por aquella que se descarría, pero se escuchan frases que no vienen de Dios y que no estan conforme a su voluntad como por ejemplo: Por una oveja que se va vienen veinte más o lo que no sirve estorba, si no produce mejor que se vaya; que terribles y dolorosas son éstas palabras en boca de un ministro de DIOS,  palabrerías sin argumento valedero, que va encontravia de lo establecido por Nuestro Señor JESUCRISTO, porque  para Él es más importante una sóla oveja descarriada, ya que al encontrarla se recocija más por ésta,  que por las noventa y nueve que no se habían descarriado, porque la voluntad del Padre Celestial es que ninguno de estos pequeños se pierda (Mateo 18:13-14).
Cuando Dios hace el llamado para pastorear es muy importante entender que el lugar donde se pastorea no es nuestro, que las ovejas no son nuestras, que todo lo que tenemos es del Creador del cielo y la tierra;  la obra es de Dios, nosotros somos administradores de esa obra ; somos ese puente para llevar a las personas al conocimiento del Señor a través de la  Palabra de Dios y de nuestro testimonios;   podemos tener todas las estrategias habidas y por haber para llenar las iglesias, pero sólo Dios es quien  añade a la iglesia  los que han de ser salvos (Hechos 2:47). Hoy día muchos ministros se llenan de mucha actividad, que no sólo se olvidan de las ovejas que Dios le ha entregado para pastorear, sino que también se olvidan de lo más importante que Dios quiere que se haga; como es la comunión con el Padre (oración), la meditación de la Palabra, para  así poder guiar la congregación por  caminos de rectitud.
Observemos a Nuestro Pastor Rey de reyes y Señor de señores, quien nos dice que el buen pastor su vida da por las ovejas (Juan 10:11), Él es un vivo ejemplo, de cómo dió su vida por toda la humanidad para redimirnos del pecado y darnos salvación y vida eterna.
 En Ezequiel 34:2 el Señor pregunta ¿No apacientan los pastores al rebaño? . Porque apacentar es dar pasto al ganado; tambien apacentar es instruir, enseñar, ¿ nos estamos apacentando a sí mismos? comemos la grosura y nos vestimos de la lana; la engordada desgollamos, más no apacentamos a las ovejas ( Ezequiel 34:3). De acuerdo al texto de Ezequiel 34:4 analicemos nuestra actitud como pastores: ¿ Hemos fortalecido a las debiles,curamos las enfermas, vendamos la pierniquebrada, volvimos al redil la descarriada, buscamos la perdida, nos enseñoreamos de ellas con dureza y con violencia ?. Estamos en los últimos tiempos. "Velad, pues, porque no sabeis a qué hora ha de venir vuestro Señor... ¿Quien es, pues, el siervo fiel y prudente, al cual puso su señor sobre su casa para que les dé el alimento a tiempo?  bienaventurado aquel siervo al cual, cuando su señor venga, le halle haciendo así. De cierto os digo que sobre todos sus bienes le pondrá.  Pero si aquel siervo malo dijere en su corazón: Mi señor tarda en venir y comenzare a golpear a sus consiervos, y aun a comer y beber con los borrachos, vendrá el Señor de aquel siervo en día que  éste no espera y a la hora que no sabe,  y lo castigará duramente, y pondrá su parte con los hipócritas; allí será el lloro y crujir de diente (Mateo 24:48-51).
Jesús es la puerta de las ovejas, sólo por Él somos salvos (Juan 10:9); oremos a Nuestro Padre Celestial por medio de Jesucristo el Pastor de pastores para que sean añadidas a  la iglesia los que han de ser salvos y también oremos por obreros para aquella mies que aún no conocen de Dios.
Bendiciones.

Tuesday, July 27, 2010

La luz que alumbra a los hombres

"USTEDES SON LA LUZ DE ESTE MUNDO...DEL MISMO MODO, PROCUREN USTEDES QUE SU LUZ BRILLE DELANTE DE LA GENTE, PARA QUE, VIENDO EL BIEN QUE USTEDES HACEN, TODOS ALABEN A SU PADRE QUE ESTA EN EL CIELO".
Mateo 5: 14-16




Cuántos de nosotros de verdad somos la luz del mundo? que triste es ver testimonios de personas que  dicen ser hijos de Dios o conocer a Dios, pero con sus hechos lo niegan; son odiosos y rebeldes, incapaces de ninguna obra buena (Tito 1:16);  también debemos saber que en éstos últimos tiempos vendrán días dificiles. Los hombres serán egoístas, amantes del dinero, orgullosos y vanidosos. Hablarán en contra de Dios, desobedecerán a sus padres, serán ingratos y no respetarán la religión. No tendrán cariño ni compasión, serán chismosos, no podrán dominar sus pasiones, serán crueles y enemigos de lo bueno. Serán traidores y atrevidos, estarán llenos de vanidad y buscarán sus propios placeres en vez de buscar a Dios. Aparentarán ser muy religiosos, pero con sus hechos negarán el verdadero poder de la religión (2 Timoteo 3:1-5). Pero a cuantos de ellos les vemos en las iglesias con una apariencia de piedad que hasta ellos mismos se sorprenden. Es por ésto que muchas personas han dejado de creer en Nuestro Eterno Dios porque hay hipocresía y engaño en aquellos que dicen seguir a Cristo.
Por esta falsedad  es que muchos han perdido su fe, se odián y se traicionán unos a otros...Hay tanta maldad, que la mayoría  ha dejado de tener amor hacia los demás (Mateo 24:10-12).
En éstos  ultimos tiempos hay muchos engañadores: Falsos profetas y maestros que por su fruto podemos conocerlos, llevando a las personas ingenuas a doctrinas de error, tengamos cuidado, no nos dejemos llevar por quienes nos quieren engañar con teorías y argumentos falsos, pues ellos no se apoyan en Cristo, sino en las tradiciones de los hombres y en los poderes que dominan este mundo (Colosenses 2:8).
Reflexionando en este escrito basado en la Palabra de Dios será que podemos decirle a Nuestro Dios: Señor, hazme justicia, pues mi vida no tiene tacha. En ti, Señor, confío firmemente; examíname, ponme a prueba!, pon a prueba mis pensamientos y mis sentimientos más profundos? (Salmo 26:1-2). Acerquemonos más a Dios para que en su infinita misericordia podamos permanecer firmes hasta el fin y alcancemos la salvación (Mateo 24:13). No despreciemos ese sacrificio tan grande de Nuestro Señor Jesucristo que en su gran amor murió por nosotros, redimiéndonos de todos los pecados.
Que nuestra luz brille delante de los hombres todos los días de nuestra vida y así dar testimonio que Jesucristo es nuestro único Señor y Salvador.
Bendiciones






Friday, July 16, 2010

Incredulidad

"Y NO HIZO ALLI MUCHOS MILAGROS, A CAUSA DE LA INCREDULIDAD DE ELLOS"
Mateo 13:58







La incredulidad es la dificultad que tenemos para creer una cosa, es la falta de fe; es un desconcierto abrigar en nuestro corazón cualquier clase de incredulidad, porque esto nos lleva a la desconfianza; pero lo peor es que la incredulidad nos lleva a la desobediencia, porque solo obedecemos cuando vemos la cosas,  pero precisamente la Fe es la certeza de lo que se espera, la convicción  de lo que no se ve (Hebreos 11:1); es decir Fe es creer, es fidelidad, es confianza en Nuestro Eterno Dios.
Por eso , como dice el Espíritu Santo en la Escritura: Si hoy escuchan ustedes  lo que Dios dice, no endurezcan su corazón como aquellos que se rebelaron y pusieron a Dios a prueba  en el desierto. Allí me pusieron a prueba los antepasados de ustedes, aun cuando habían visto mis obras durante cuarenta años (Hebreos 3:7-9). Éstas palabras de Nuestro Dios nos muestra su dolor causado por la  incredulidad  de su pueblo. Hoy pasa lo mismo los afanes de la vida nos llevan a tener una vida espiritual muy liviana; no tenemos tiempo para tener comunión con Nuestro Padre eterno; no hay tiempo para meditar en su Palabra, porque no es lo mismo leer que meditar y como consecuencia de todas estas circunstancias tenemos en nuestro corazón  una  actitud de incredulidad y por ende hacemos todo en nuestras fuerzas sin la dirección del Santo Espíritu de Dios y al final de todo nos sentimos cansados y hasta frustrados.
Observemos a Jesús reprender a sus discípulos por su actitud incrédula en la sanidad de un muchacho lunático, a quien no pudieron sacar un demonio; por falta de fe (Mateo 17:14-21); y ésta fe solo se acrecienta a través de la oración y la meditación de la Palabra. Así que la fe es por el oír, y el oír, por la Palabra de Dios (Romanos 10:17).
Hoy le animo a buscar más de la presencia y guianza de Nuestro Eterno Dios, para que a través de su Santo Espíritu y en el  amor de su Santo hijo Nuestro Señor Jesucristo nos quite toda dureza e incredulidad de  nuestro corazón, porque ésto no nos permite entrar al reposo de Dios, tal como le pasó a aquellos en el desierto que no obedecieron y vemos que no pudieron entrar  porque no creyeron (Hebreos 3:18-19).
Muchas bendiciones.





Monday, July 12, 2010

La obediencia

"CIERTAMENTE EL OBEDECER ES MEJOR QUE LOS SACRIFICIOS, Y EL PRESTAR ATENCIÓN QUE LA  
GROSURA DE LOS CARNEROS.
PORQUE COMO PECADO DE ADIVINACIÓN ES LA REBELIÓN, Y COMO ÍDOLOS E IDOLATRÍA LA OBSTINACIÓN"
1Samuel 15:22-23



A todo lo largo de las Sagradas Escrituras, Nuestro Dios nos ha demandado obediencia  porque al obedecer tenemos prosperidad, bondad , largura de días, seremos bienaventurados, tenemos entrada al reino de los cielos, y la comunión divina entre otras. Pero como nos dice Pablo en su carta a los Romanos:  Porque no hago el bien que quiero, sino el mal que no quiero, eso hago (7:19), siempre nuestra vieja naturaleza está dispuesta a satisfacer los deseos de la carne y los que viven según la carne no pueden agradar a Dios (Romanos 8:8).
Un ejemplo de obediencia lo tenemos en Jesús, quien en la condición de hombre, se humilló a sí mismo, haciéndose obediente hasta la muerte, y muerte de cruz (Filipenses 2:8); ésta obediencia de Jesús es la que nos permite vivir en la gracia, es el regalo inmerecido. Ésta obediencia de Jesús, es la que nos ha justificado  haciéndonos santos y perfectos ante el Padre Celestial, redimiéndonos del pecado mediante su preciosa sangre.
Nuestra convicción de quien es Cristo en nuestras vidas y que somos en Él, nos lleva a una vida de obediencia; así, firmes y con raíces profundas en el amor, podemos comprender cuan ancho, largo, profundo y alto es el amor de Cristo; al conocer ese amor, que es mucho más grande que todo cuanto podemos conocer, podemos estar completamente llenos de Dios (Efesios 3:17-19)
Que nuestra plegaria a Dios sea el de vivir en obediencia  por amor a Él, en una actitud de gratitud y poder comprender el amor de Jesucristo en toda su dimensión a tal punto que se sacrificó en la cruz por cada uno de nosostros, qué gran amor y obediencia!
Bendiciones

Monday, June 28, 2010

Jesús, el buen Pastor

"YO SOY EL BUEN PASTOR; EL BUEN PASTOR SU VIDA DA POR LAS OVEJAS".
Juan 10:11









Qué seguridad tenemos al saber por las Sagradas Escrituras que Jesús es nuestro buen Pastor,  Él es quien nos lleva a descansar a esos lugares de verdes praderas y nos coduce a aguas tranquilas, nos da nuevas fuerzas y nos lleva por caminos rectos (Salmo 23:1-3).  Cuando no practicamos el pecado,  Él es quien nos cuida del enemigo, porque Jesucristo nos guarda y el maligno no nos toca (1Juan 5:18), éstas son verdades irrefutables.
Si nuestras convicciones están basadas en la Palabra de Dios, sabemos que al creer que Jesús es el hijo de Dios vencemos al mundo, y ésta es la verdadera victoria: Nuestra fe pero, ésta fe debe estar basada en el cumplimiento de sus mandamientos, que no son gravosos, como una muestra de nuestro amor, hacia aquel que engendró a Jesucristo, nuestro unico Salvador y Señor de nuestras vidas (1 Juan 5: 1-5).
Busquemos de ese buen Pastor quien es, Él que venda y sana nuestras heridas ocasionadas durante el desarrollo y etapas de la vida,  que solo pueden ser sanadas cuando le  reconocemos como nuestro Señor y Salvador, a partir de éste momento se inicia una regeneración y  renovación en nuestras vidas en la obra maravillosa del Espíritu Santo.
 Confiados en sus promesas de que Él es quien nos da vida eterna y que no pereceremos jamás, ni nadie nos arrebatará de su mano, ni de la mano del Padre (Juan 10:28-29),  hoy no dejemos pasar en nuestras vidas éstas breves reflexiones sobre éste Pastor que ha dado su vida por nosotros,  para que tengamos vida, y para que la tengamos en abundancia (Juan 10:10).
Muchas bendiciones.   

Saturday, June 26, 2010

Guiados por el Espíritu Santo

"PERO USTEDES, QUERIDOS HERMANOS, MANTENGANSE FIRMES EN SU SANTISIMA FE.OREN GUIADOS POR EL ESPIRITU SANTO"
Judas:20






En las Sagradas Escrituras, el Espíritu Santo no se registra como tercera persona, pues desde la creación del universo vemos su presencia cuando  Él se movia sobre la faz de las aguas en Genesis 1:2;  también le vemos  lo largo de la vida de Jesús, como también en la iglesia; hoy día la presencia de Dios sigue siendo la del Espíritu, cuando viene a morar en nosotros y está con nosotros (Juan 14:17).
 Al escuchar el mensaje de la Verdad,  el anuncio de su salvación y  creemos en Cristo, venimos a ser sellados como propiedad de Dios por medio del Espíritu Santo (Efesios 1:13). Es por eso que nosotros somos templo de Dios, porque el Espíritu Santo vive en nosotros, ...porque el templo de Dios es Santo, y ese templos somos nosotros mismos (1 Corintios 3:16-17). 
Al recibir a Jesucristo y creer en Él,, Dios nos concede el privilegio de llegar a ser hijos de Dios (Juan 1:12) y si somos hijos tenemos la guianza del Espíritu Santo, porque solo los que son guiados por el Espíritu de Dios, éstos son hijos de Dios y el Espíritu mismo da testimonio a nuestro espíritu, de que somos hijos de Dios (Romanos 8:14-16).
El Espíritu Santo es quien está con nosotros y en nosotros (Juan 14:17), es quien nos ayuda a orar como es debido (Romanos 8:26), es quien a través de la Palabra nos lleva a la santificación (Juan 17:17), es quien nos recuerda todo lo que Jesús hizo (Juan 14:26), es quien nos lleva a toda verdad, porque no habla por su propia cuenta, sino que dice todo lo que oye, y nos hace saber las cosas que van a suceder (Juan 16:13)
Dispongamos nuestro corazón a Dios para que a través de su Santo Espíritu haga la obra en nosotros y cada día poder dar fruto en toda  buena obra, creciendo en el conocimiento de Dios y ser fortalecidos en todo sentido con su glorioso poder (Colosenses 1:10-11).
Bendiciones.

Como se ha dado Dios a Conocer

"EN VERDAD, DIOS HA MANIFESTADO A TODA LA HUMANIDAD SU GRACIA, LA CUAL TRAE SALVACION Y NOS ENSEÑA A RECHAZAR LA IMPIEDAD Y LAS PASIONES MUNDANAS"
Tito:2:11-12





Dios se ha dado a conocer al hombre, bajo un plan especial de salvación, mostrando su bondad y amor para con los hombres; nos salvó no por obras de justicia que nosotros hubiéramos hecho, sino por su misericordia. Nos salvó mediante el lavamiento de la regeneración y de la renovación por el Espíritu Santo (Tito:3:4-5).
Reflexionemos brevemente sobre el plan de salvación: Estando el hombre en su estado pecaminoso y destituido de la gloria de Dios(Romanos:3:23) y con el próposito de manifestar su justicia, Dios se dió a conocer en su hijo Jesucristo, en quien tenemos redención por su sangre, el perdón de pecados (Colosenses: 1:14). Al aceptar a Jesucristo  como Nuestro Señor y Salvador su sangre preciosa nos hace una nueva creación en Cristo (2Corintios: 5:17), tenemos una naturaleza nueva, pura, limpia y santa, mediante la cual puede venir Dios en la presencia del Espíritu Santo a hacer morada en nosotros (Juan:14:16).
Actualmente, Dios sigue dándose conocer al hombre a través del Espíritu Santo pero de manera interna y selectiva a los que le reciben (Juan:14:16-17-26). Él es el que convence al mundo de pecado, de justicia y de juicio (Juan:16:8).
Bendiciones.

Friday, June 18, 2010

Decisiones que llevan a la victoria o al fracaso

"..ACONTECIO QUE LOS HIJOS DE MOAB Y DE AMON, Y CON ELLOS OTROS DE LOS AMONITAS, VINIERON CONTRA JOSAFAT A LA GUERRA.
ENTONCES ÉL TUVO TEMOR; Y JOSAFAT HUMILLO SU ROSTRO PARA CONSULTAR AL SEÑOR, E HIZO PREGONAR AYUNO A TODO JUDA"
2 Crónicas: 20:1-3



Cuando buscamos a Nuestro Señor y le clamamos,  Él nos oye y nos libra de nuestros temores y angustias (Salmo:34:4-6); Si nuestra confianza está puesta en el, y le  consultamos, podemos estar seguros de su guianza pero, los afanes de este mundo nos hacen tomar decisiones apresuradas, sin la dirección de Dios y tomamos caminos equivocados, como  el caso que se registra en el libro de Rut, cuando Elimelec y su familia determinan salir de Belén de Judá (Casa del pan) por la hambruna que hubo en esos días, y morar en los campos de Moab; no consultaron a Dios y se radicaron en una tierra de maldición, lugar de dolor para ésta familia, porque allí, murió Elimelec y luego murieron sus hijos; quienes se habían casado con mujeres moabitas (1: 1-5)
En las Sagradas Escrituras se registran muchos casos  del pueblo de Israel, y de hombres que  consultaron a Dios en la toma de decisiones y siempre Nuestro Dios tuvo una victoria para ellos, como el caso de Josafat:" Y cuando comenzaron a entonar cantos de alabanza, Dios puso contra los hijos de Amón, de Moab y del monte de Seir, las emboscadas de ellos mismos que venían contra Judá, y se mataron los unos a los otros. Viniendo entonces Josafat y su pueblo a despojarlos, hallaron entre los cadáveres mucha riqueza...; tres días estuvieron recogiendo el botín, porque era mucho" ( Crónicas: 20:22-25).
Cuando tomamos decisiones equivocadas sin consultar a Dios, y las cosas no nos salen bien, culpamos a Nuestro Señor por ello, como pasó en el libro de Rut:"Y ella les respondía: No me llaméis Noemí (mi delicia), sino llamadme Mara (amargura); porque en grande amargura me ha puesto el Todopoderoso. Yo me fui llena, pero Dios me ha vuelto con las manos vacias." (1:20 -21).

Acerquémonos, pues, confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro (Hebreos:4:16).
Bendiciones.


Friday, June 4, 2010

Dios escucha nuestras oraciones

" TENEMOS LA CONFIANZA EN DIOS, PORQUE SABEMOS QUE SI LE PEDIMOS ALGO CONFORME A SU VOLUNTAD, EL NOS OYE. Y ASÍ COMO SABEMOS QUE DIOS OYE NUESTRAS ORACIONES, TAMBIÉN SABEMOS QUE YA TENEMOS LO QUE LE HEMOS PEDIDO".
1Juan: 5:1



En las Sagradas Escrituras tenemos un legado de grandes promesas, como también una gran esperanza en cada una de ellas, porque no se trata de unas simples frases de ánimo, sino una verdad absoluta que Nuestro Eterno Dios las inspiró  a través de  su Santo Espíritu; es Jesús mismo hablándonos, porque Él es la Palabra.
Si permanecemos unidos a Jesús y permanecemos fieles a sus enseñanzas (la Palabra) podemos pedir lo que queremos y se nos dará (Juan: 15:7). La promesa siempre va supeditada a nuestra obediencia y fidelidad a Nuestro Señor; porque Él  obra es por fe; debemos hacer lo recto y bueno ante los ojos del Señor, para que nos vaya bien, y entremos y poseamos la buena tierra (bendiciones) que el Señor juró a nuestros Padres; para que él arroje a nuestros enemigos de delante de nosotros, como Él lo ha dicho (Deuteronomio: 6:18-19).
Muchas veces decimos que pedimos y que nunca Dios nos contesta pero, te has pregutado qué estás haciendo respecto a la obediencia a Dios, porque no se trata de decir yo no hurto, no mato, no miento pero, hay otras cosas que a Dios no le agrada, cómo en nuestro día a día ignoramos el amor sacrificial de su hijo en la cruz ! y no vivimos una vida piadosa conforme a su Palabra. El Señor nos dice en su Palabra que no conseguimos lo que queremos porque no se lo pedimos a Dios; y si se lo pedimos, no lo recibimos porque lo pedimos mal, pues lo queremos para gastarlo en nuestros placeres (Santiago: 4:2-3).

Hagamos un alto en nuestro camino, y oremos a Dios para que por medio de  Jesucristo  permanezcamos en Él y en su Palabra y podamos obtener la bendición de Dios que es la que enriquece, y no añade tristeza con ella (proverbios: 10:22).
Bendiciones.








Friday, May 28, 2010

Discernir el cuerpo de Cristo

"JESÚS LES DIJO: DE CIERTO, DE CIERTO OS DIGO: SI NO COMÉIS LA CARNE DEL HIJO DEL HOMBRE, Y BEBÉIS SU SANGRE, NO TENÉIS VIDA EN VOSOTROS.
EL QUE COME MI CARNE Y BEBE MI SANGRE, TIENE VIDA ETERNA; Y YO LE RESUCITARÉ EN EL DÍA POSTRERO"
Juan: 6:53-54



Si es bien cierto que nosotros tenemos el conocimiento de que Jesucristo es el hijo de Dios y que murió por nosotros y por toda la humanidad y que con su sangre nos redimió del pecado, también es cierto que muchos de nosotros no lo hemos podido asimilar en nuestro corazón, no hay esa convicción férrea y profunda del amor sacrificial de Jesús y sólo se podrá discernir a través de la obra maravillosa del Espíritu Santo; porque si ésta verdad estuviera arraigada en nuestro corazón, nuestras actitudes de gratitud serían disponer todo nuestro ser a dar lo mejor de si; cumplir  sus mandatos por amor a Él, los cuales, Jesús los resumen en dos grandes mandamientos: El primero: Oye, Israel; el Señor nuestro Dios, el Señor uno es. Y amarás al Señor tu Dios con todo tu corazón, y con toda tu alma, y con toda tu mente y con todas tus fuerzas. Éste es el principal mandamiento. Y el segundo es semejante: Amarás a tu prójimo como a ti mismo. No hay otro mandamiento mayor que éstos (Marcos: 12:29-31).
El no discernir en nuestro ser interior la muerte de Jesucristo en el madero de la cruz, es un obstáculo para el crecimiento de nuestra vida espiritual; porque no solamente se trata de confesarlo, sino de vivirlo; y éste es un punto de partida para crecer en el conocimiento de Dios a través de Jesucristo Nuestro Señor y Salvador y crecer en su amor (2Pedro:3:18).

Clamemos a Dios, para  entender y comprender el amor sacrificial de Jesús en la cruz, no divaguemos más en nuestro corazón y pongamos la mirada  en Jesús, pues de él procede nuestra fe y él es quien la perfecciona (Hebreos: 12:2).
Que Dios los bendiga con abundancia

Wednesday, May 12, 2010

Bendiciones Espirituales en Cristo

"ALABEMOS AL DIOS Y PADRE DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO, PUES EN NUESTRA UNIÓN CON CRISTO NOS HA BENDECIDO EN LOS CIELOS CON TODA CLASE DE BENDICIONES ESPIRITUALES. Efesios: 1:3 





Tenemos grandes bendiciones espirituales, otorgadas por Nuestro Dios y Padre  en su amor y misericordía, no por  nuestras obras, sino por medio de su Hijo Jesucristo, a Él sea nuestra alabanza, gloria y honor; porque no hay más que un Dios; y no hay más que un hombre que pueda llevar a todos los hombres a la unión con Dios: JESUCRISTO (1Timoteo:2:5) :

-Dios nos escogió en Cristo desde antes de la creación del mundo, para estar en su presencia, consagrados a él y sin culpa.
-Por su amor nos había destinados a ser adoptados como hijos suyos por medio de Jesucristo, conforme a su voluntad.
-En su gran amor, Dios nos ha liberado por la sangre que su hijo derramó, y ha perdonado nuestro pecados.
-Dios nos ha mostrado su amor dándonos toda sabiduría y entendimiento, y nos ha hecho conocer su voluntad secreta, o sea el plan que él mismo se había propuesto llevar a cabo.Según éste plan, que se cumplirá fielmente a su debido tiempo, Dios  va a unir bajo el mando de Cristo todas las cosas, tanto en el cielo como en la tierra.
-Dios nos había escogidos de antemano para que, por nuestra unión con Cristo, recibiéramos nuestra parte en su herencia, de acuerdo con el propósito de Dios mismo, según el designio de su voluntad. A fin de que nosotros, que fuimos los primeros en confiar en Cristo, vivamos para que Dios sea alabado por su grandeza.
-Y también ustedes, cuando oyeron el mensaje de la Verdad, el anuncio de su salvación, y creyeron en Cristo, fueron unidos a él y sellados como propiedad de Dios por medio del Espíritu Santo que Él había prometido. El Espíritu Santo es la garantía de que recibiremos la herencia que Dios nos ha de dar cuando haya completado la liberación de los suyos, para que Él sea alabado por su grandeza. (Efesios:1:3-14).

Hoy te invito a reflexionar y a meditar en este fragmento blico, y a dar gracias a  Dios por Nuestro Señor Jesucristo, porque  solamente por medio de Él alcanzaremos Bendición y Vida Eterna. Permite que Él sea el dueño de tu corazón y conócele a través de las Sagradas Escrituras.
Que Dios bendiga tu vida grandemente.

Tuesday, May 4, 2010

Arrepentimiento

" QUE ABANDONE EL MALVADO SU CAMINO, Y EL PERVERSO SUS PENSAMIENTOS. QUE SE VUELVA AL SEÑOR, A NUESTRO DIOS, QUE ES GENEROSO PARA PERDONAR, Y DE EL RECIBIRÁ MISERICORDIA". Isaías :55:7 N.V.I.




Nunca pensemos que es tarde para tomar una determinación radical y abandonar firmemente un mal camino o una actitud que  no solamente hace daño a una familia, o a una sociedad sino, a nosotros mismos; cuando tomamos esa determinación  con todo nuestro corazón, nos  será firme y en nuestros caminos  resplandecerá luz (Job 22:28).

Hoy, tienes una oportunidad para hacerlo, mañana puede ser tarde, acercate a Dios, y él se acercará a ti (Santiago  4:8) .
Jesucristo, no es una religión, es un estilo de vida, es una relación personal día a día, búscalo, reconcíliate con Él, arrepientete de tus malos caminos, y Él enderezará tus sendas. No digamos que no tenemos pecados, pues no engañamos a nosotros mismos, y la verdad no está en nosotros y estamos haciendo mentiroso a Dios (1Juan  1: 8-10); ven a Él, y descansa en Él, lleva su yugo y aprende de Él, que es manso y humilde de corazón;  y hallarás descanso para tu alma; porque su yugo es fácil, y ligera su carga   (Mateo   11:28-30).
No dejes pasar éste momento en que Jesús está tocando tu corazón, para que cambies tu estilo de vida y sigas sus huellas; invítalo a entrar, abre la puerta de tu corazón para que Él entre, y cenes con Él  y Él contigo (Apocalipsis 3:20).

Bendiciones.


Tuesday, April 20, 2010

las riquezas


"Vale más la buena fama que las muchas riquezas, y más que oro y plata, la buena reputación"
 Proverbios.22:1.






En estos tiempos el afán de la vida es acumular muchas riquezas, no importando los medios y las consecuencias; creemos que ésto satisface nuestras necesidades o las de nuestra familia, olvidando que al interior de éstas, hay cosas que no se compran con dinero como es el verdadero amor, la integridad, el valor como persona y una buena imagen basada en valores, que han pasado a un segundo plano, por la búsqueda de las riquezas. Es por ello que en las Sagradas Escrituras el Espiritu de Dios nos dice: "Que raiz de todos los males es el amor al dinero, el cual codiciando algunos, se extraviaron de la fe, y fueron traspasados de muchos dolores (1 Tim.6:10). ¿Por qué nos afanamos por acumular riquezas si son tan efímeras, es como si le salieran alas, pues se van volando como las aguilas ? (los signos de interrogación son mios) (Prov.23:4-5); más bien guardemos en nuestro corazón los mandamientos de Dios, que prolongarán nuestra vida muchos años y nos traerá prosperidad basados en el amor y la verdad, y así podemos contar con el favor de Dios y tener buena fama entre la gente (Prov.3:1-4).


Dá un paso de Fe y acércate a nuestro Señor Jesucristo, abre tu corazón para que Él haga morada en ti, y puedas conocerlo a través de las Sagradas Escrituras en su infinito amor y misericordia.


Si tienes alguna inquietud puedes escribirme

La oración

"También les refirió Jesús una parábola sobre la necesidad de orar siempre, y no desmayar..."
 (Lucas: 18:1)







A lo largo de las Sagradas Escrituras, podemos observar las diferentes oraciones no como modelos, sino, como esa necesidad de comunicarse con el creador de sus vidas.
Nuestra oración debe ser esa prioridad persistente día a día, no debemos cansarnos de ella, así veamos que las cosas siguen igual o peor, porque los ojos del Señor están sobre los justos, y sus oídos atentos a sus oraciones (1 Pedro:3:12); ésta necesidad es la que hace que te acerques a tu creador y Dios Eterno, éste corazón contrito y humillado es el que Dios no desprecia (Salmo 51:17) .
Cuando desfallecemos en la oración nos puede pasar, como cuando el pueblo de Israel peleaba con Amalec en Refidim : Y sucedía que cuando alzaba Moisés su mano, Israel prevalecía; más cuando el bajaba su mano, prevalecía Amalec (Éxodo: 17:8-11). Ésta es una tipología de oración, y nos motiva a no descansar de orar, que suceda lo que suceda debemos de persistir, porque cuando no vemos resultados inmediatos, cesamos de orar; debemos confiar siempre en Nuestro Eterno Dios, pues Él no ha perdido ninguna batalla, Él es vivo y real, su Palabra es la única verdad absoluta.
Acercate a Nuestro Dios y Padre en oración cada día, presentando ante Él tus peticiones con ruego y acción de gracias (Fil.4:6).
Bendiciones.

Tuesday, April 6, 2010

'A SOLAS CON JESUS"

"ÉSTE ES EL DÍA EN QUE ÉL SEÑOR ACTUÓ; REGOCIJEMONOS Y ALEGREMONOS EN ÉL".
Salmo 118:24 N.V.I.







HOY TE INVITO A INICIAR TU DÍA CON UNA PEQUEÑA ORACIÓN, COMO UNA ACTITUD DE RECONOCIMIENTO Y GRATITUD A AQUEL QUE MURIÓ EN LA CRUZ POR TI Y POR TODA LA HUMANIDAD, PARA RECONCILIARNOS CON NUESTRO CREADOR Y PADRE CELESTIAL :

SEÑOR JESUCRISTO HOY TE ABRO MI CORAZÓN PARA QUE ENTRES A ÉL, PERDONA MIS PECADOS Y SE MI SEÑOR Y MI ÚNICO SALVADOR, QUIERO AMARTE Y SERVIRTE CON TODO MI CORAZÓN.

CUANDO CON UN CORAZÓN CONTRITO Y HUMILLADO EN ARREPENTIMIENTO GENUINO HACES ÉSTA ORACIÓN, EMPIEZAS A VIVIR UNA NUEVA VIDA TRASFORMADA POR EL ESPÍRITU DE DIOS EN CRISTO JESÚS, SOLO ASÍ PUEDES EMPEZAR UN DÍA PARA QUE DE VERDAD VIVAS CON ELEGRÍA Y GOZO EN EL ESPÍRITU SANTO; SOLO ASÍ PUEDES LLENAR ESE VACÍO QUE HAY EN TI, Y QUE LO PUEDES ESTAR LLENANDO DE OTRAS COSAS QUE SON ERRÓNEAS Y PERECEN PRONTO.


HOY, ÉSTE DÍA; NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO TE INVITA A TOMAR DE ESA AGUA VIVA QUE SACIA ESA SED O LLENA ESE VACÍO QUE HAY EN TI, PORQUE DICE JESÚS:" ...EL QUE BEBIERE DEL AGUA QUE YO LE DARÉ, NO TENDRÁ SED JAMAS; SINO QUE EL AGUA QUE YO LE DARÉ SERA EN ÉL UNA FUENTE DE AGUA QUE SALTE PARA VIDA ETERNA" (Juan 4:14).

QUE DIOS TE BENDIGA.